Top Ad unit 728 × 90

Ultimas Noticias

villadevoto

Newell´s por ahora, tiene que esperar para festejar.

DEPORTES.
Noticias.
El vestuario visitante en Rafaela fue pura euforia y emoción. Después, el triunfo de Lanús le puso un freno. Todos, cada uno de los protagonistas, los jugadores, los dirigentes, los integrantes del cuerpo técnico, intentaron contener un festejo que finalmente tuvo rienda suelta con el caer de la noche.
Newell´s    (Ver Video ►)
Compartir



Destacadas

Más+

Relacionadas

Más+

Etiquetas

Futbol

newells

Deportes





17/6/13

Es que todos, al cabo, cada pieza que forma parte de este Newell’s que brilla, que se florea y que apabulla a sus rivales con un juego que parecía perdido en el fútbol argentino, se sintieron campeones ayer en Rafaela.

“Yo ya me siento campeón”, lanzó eufórico el Gringo Heinze ante el primer micrófono que se interpuso en su camino. “Vamos carajo. Vamos a dar la vuelta”, se descargó Lucas Bernardi mirando al cielo cuando escuchó el silbatazo final, en un gritó que retumbó en todo el estadio Monumental.

Aunque el grito de campeón se postergó para la semana que viene, anoche, en la calle 1ª Junta, en esos cincuenta metros de asfalto linderos a la puerta del vestuario visitante, ningún leproso pudo mantener la mesura ni la compostura. Adentro de las cuatro paredes, los jugadores celebraron como si el campeonato se hubiese consumado finalmente. Cánticos, gritos, abrazos, sonrisas. Afuera, los dirigentes y el puñado de hinchas “infiltrados” armaron su propio festejo.

“Voy a llorar, no puedo contener las lágrimas, perdón”, le decía una jovencita a un amigo mientras escucha en la boca de alguno de sus compañeros de tribuna el “te sigo hasta la muerte Newell’s Old Boys”, una especie de himno que sirvió para aunar fuerzas en la época que se destronó a Eduardo López, el presidente que gobernó 14 años el club con un reinado de violencia y terror. “Vivimos momentos muy difícil como club, nos merecemos este campeonato. Queda el último pasito”, aseguraba con una emoción que no le entraba en el pecho Pablo Morosano, el secretario del club, un militante en los años negros.

El propio Gerardo Martino se acordó de aquellos años en los que reinó el miedo cuando salió del vestuario para hablar con la marea de periodistas que lo esperaban para conocer sus sensaciones una vez consumado la goleada de su equipo ante Atlético de Rafaela. El Tata fue claro. Reconoció que allá por diciembre de 2008, cuando asumió la dirigencia que conduce Guillermo Lorente, Newell´s “tenía destino de descenso”. “Gracias a Dios Sensini hizo una campaña bárbara porque el club a nivel institucional estaba para perder la categoría”, admitió sin rodeos. “Por eso todo esto se valora tanto y nos emociona”, agregó el entrenador, conmovido.

Sobre lo que le pasaba en su cabeza en ese momento, Martino se disculpó por no poder exteriorizar una alegría que todavía no sentía como tal. “Dijimos que necesitábamos cuatro puntos. Ya sacamos tres. Aún nos queda sacar un punto más para no depender de ningún otro resultado. Para que apurarse entonces, hay que esperar”, subrayó.

Entre abrazos y saludos con los puños cerrados, Gustavo Dezzoti, ex mánager del club, hoy hombre importante dentro de la Comisión Directiva, fue otro de los que buscó resaltar que el estar “a un paso de la gloria” es gracias a “los Bernardi, los Mateo y los muchachos que la pelearon en tiempo difíciles” y también gracias a “los Heinze, los Maxi, los Scocco que decidieron volver al club de sus amores” cuando las papas más quemaban y cuando eran muy necesitados. “Ahí se demuestra el enorme sentimiento de pertenencia que tiene este club”, resumió.

Tras la euforia, tras ese festejo íntimo en el vestuario, ya con la postura políticamente correcta de que “todavía no se ha logrado nada” , los jugadores se metieron en el micro para volver a Rosario. Cerca de las 11 de la noche el plantel arribó al hotel ubicado en la localidad de Ricardone, el lugar elegido para el descanso y la concentración. Si se consumaba el empate entre River y Lanús -algo que finalmente no ocurrió- la idea era subirse otra vez al colectivo para ir a festejar con todos los hinchas al Coloso del Parque, la cuna leprosa , hasta altas horas de la madrugada.

Ese festejo quedó trunco. No el que invadía sus corazones, claro está. El título quedó a sólo un pasito de ser realidad...



LAS DESTACADAS.
Promociones en el Barrio
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

ÚLTIMAS.
Noticias del Barrio
Más+

PARA APRENDER.
Educación
Más+

LOS ÚLTIMOS.
Chimentos
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

SEPTIMO ARTE.
Cine
Más+

DESTACADAS.
Espectaculos
Más+

MUJERES.
Solo para ellas
Más+

???.
Curiosidades
Más+

Imperdibles.
Ellas
Más+

LO ULTIMO.
Tecnología
Más+
Newell´s por ahora, tiene que esperar para festejar. Reviewed by Guía Villa Devoto on 17 junio Rating: 5
Powered By Blogger, Designed by Sweetheme

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.