Top Ad unit 728 × 90

Ultimas Noticias

Villa-Devoto

El amor, la religión y los asesinatos.

ESPECTACULOS.
Noticias.
Son la pareja protag√≥nica de “Omisi√≥n”, la opera prima de Marcelo P√°ez Cubells, que se estrena hoy. El es un sacerdote que investiga unos cr√≠menes. Y ella, su viejo amor.
Gonzalo Heredia y Eleonora Wexler.
Gonzalo Heredia y Eleonora Wexler.   
Compartir



Destacadas

M√°s+

Relacionadas

M√°s+




27/11/13

Gonzalo Heredia y Eleonora Wexler se reencuentran despu√©s de Valientes, la tira que hicieron para El Trece en 2009, para protagonizar Omisi√≥n, opera prima de Marcelo P√°ez Cubells, junto a Carlos Belloso y Lorenzo Quinteros, que se estrena ma√Īana.

Aunque la jornada de prensa les lleva todo el día, se los ve relajados; charlan y se ríen mientras esperan el cambio de ropa para las cámaras, sentados uno junto al otro en el salón de un hotel céntrico.

Wexler sube a cambiar su vestido rojo cortísimo y ajustado por otro igual, pero a rayas blanco y negro. Heredia se cambia la camiseta ahí mismo (sin peligro de alaridos femeninos: no hay fans a la vista).

La química y la calidez entre ambos contrasta con el frío intenso del aire acondicionado, que contrarresta la temperatura de las luces para las notas y las fotos. Durante la sesión no se deciden en las poses; él bromea, medio incómodo, medio canchero; ella, más segura, le acomoda el pelo.

“¿Est√°s cansado?”, pregunta la cronista al actor, que luce algo p√°lido. “Cuando ten√©s un hijo est√°s acostumbrado a dormir poco” es la respuesta del padre de Eloy (el peque√Īo de dos a√Īos que tuvo con la actriz Brenda Gandini).

En el filme -que Heredia define como “un thriller psicol√≥gico, moderno, sin los impermeables del t√≠pico policial”- interpreta a Santiago Murray, un sacerdote que vuelve al barrio despu√©s de pasar diez a√Īos en Espa√Īa. Santiago escucha la confesi√≥n de un psiquiatra (Belloso) quien, aprovechando el obligado secreto profesional del cura, le anuncia los asesinatos que planea cometer. El sacerdote decide investigar y se cruza as√≠ con Clara, la mujer que abandon√≥ sin despedirse (Wexler).

“De un d√≠a para el otro √©l le deja una carta a mi personaje y se va” -dice la actriz- “Y cuando vuelve, vuelve sacerdote. Gonzalo escribi√≥ realmente la carta, pero nunca se ve; la tengo guardada todav√≠a.” “Est√° en papel amarillo” agrega √©l. “S√≠, la hab√≠as manchado con l√°grimas...” sonr√≠e su compa√Īera. “Ah, te diste cuenta? Muy bien!”.

A Heredia le gusta escribir; Wexler cuenta que “ten√≠a un cuaderno muy copioso de notas, para m√≠ era sorprendente cuando lo vi. Hicimos varias previas antes de filmar y √©l abr√≠a el cuadernito con todas las anotaciones habidas y por haber...” ¿Qu√© tipo de anotaciones?

Heredia : Cualquier cosa, me sirvi√≥ hacer asociaci√≥n libre y crear el mundo de Santiago; tuvimos que hacer un laburo previo muy grande sobre los v√≠nculos con el personaje de ella. Era muy tentador, ten√≠amos una “piedra” y s√≥lo hab√≠a que trabajarla.” Los actores comentan lo que consideran “lo mejor de la pel√≠cula: la escena del bar”. “Necesit√°bamos mostrar el v√≠nculo hombre-mujer -dice Heredia-. El personaje de Clara en el gui√≥n original no ten√≠a mucho peso; cuando supe que era ella... Voy a hablar bien de vos -le advierte a su compa√Īera-, quer√©s irte o te la banc√°s?”. “Me la banco”, sonr√≠e la aludida. “Bueno, a m√≠ me pasa algo cuando la miro, tiene una mirada tan sensible...”. Wexler completa la idea: “Esa escena cierra el peso de la historia que tuvieron ellos.” Una historia com√ļn que no tuvo lugar en Valientes, el √©xito que protagonizaran en televisi√≥n, donde casi no compartieron set, aunque seg√ļn Wexler se cruzaban todo el tiempo: “En los camarines, √≠bamos a comer todos juntos, hicimos fiestas...”. “Ya somos como familia”, asiente Heredia.

Ahora ¿c√≥mo se lleva esta ‘familia’ con la religi√≥n, que es un eje en la pel√≠cula?

Wexler : Yo creo en algo pero no tengo un culto. Mi familia tampoco, mi papá es judío y mi mamá católica; no tengo un apego con la religión. Creo en la fe, en algo que hay más allá, pero en la Iglesia como institución me cuesta creer.

Heredia : Yo tampoco, mi hijo ni siquiera est√° bautizado.

Wexler : Mi hija tampoco.

Heredia : Para mí la Iglesia o la religión es por herencia o porque tuviste un hecho grave, como estar al borde de la muerte. Yo todavía no pasé por ninguna de las dos cosas.

“Pecado y castigo -reflexiona Wexler-, yo no comparto eso, la cosa de la culpa”. Y Heredia contin√ļa: “Si vos le√©s la Biblia con detenimiento y t√©cnicamente, hasta ir al ba√Īo es pecado...” ¿La le√≠ste?

S√≠, claro. Yo fui al Lasalle de Florida, hab√≠a una iglesia dentro del colegio, √©ramos todos varones. Te hac√≠an comprar la Biblia y al empezar cada d√≠a le√≠amos un pasaje. Ten√≠a 13 a√Īos, iba de seis a seis. Al profesor de catequesis nadie le daba bola; se cans√≥ y empez√≥ a dar clases de sexualidad; ah√≠ no volaba una mosca.

¿Por eso dejaste la escuela?

Wexler se sorprende y pregunta a su vez: “¿Cu√°ndo dejaste?”. “En primer a√Īo, en el ’95 -explica-. Estaba harto del colegio, quer√≠a salir a vagabundear por el mundo, sent√≠a que me lo estaba perdiendo.” M√°s all√° de las creencias, todos omitimos algo ¿Qu√© omiten u omitieron alguna vez Uds?

Heredia : En el trabajo, muchas cosas. Es un √°mbito bastante careta. Se juega tanto el rol social, toda esa m.... Me lo replant√©e y me dije: “No encajo; ¿estoy mal?”. Yo prefiero ser sincero, primero conmigo y despu√©s con los dem√°s. Tiene un costo alto pero para m√≠ es fundamental. A veces es dif√≠cil evitar el pecado de omisi√≥n. Yo omito ciertos juegos del ambiente art√≠stico; jugamos mucho con nuestro ego, est√° muy presente; primero ten√©s que “educar” tu ego y despu√©s lidiar con el de los dem√°s... Hay mucho careta que te dice “Hola mi amor, est√° todo bien”, y despu√©s te mata. Colegas, productores, directores... Mi remedio es ser sincero. He perdido, s√≠, pero he ganado m√°s porque a la larga se valora mucho la sinceridad.” Wexler : Yo me manejo con m√°s cautela. Veo d√≥nde puedo ser sincera y d√≥nde no. Entiendo lo de √©l, pero yo no podr√≠a; si no, me pelear√≠a con medio mundo. Trato de decir las cosas desde un buen lugar; hablo porque no me puedo quedar callada. Si no, exploto en otro momento. Pero s√≠ eval√ļo de qu√© manera, c√≥mo y qui√©n es la persona que tengo enfrente.

La charla toca a su fin. Todavía falta para terminar con los reportajes, pero el oficio siempre ayuda, y en este caso también la fraternidad de una dupla que, seguramente, volverá a cruzarse.









LAS DESTACADAS.
Promociones en el Barrio
M√°s+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
M√°s+

√öLTIMAS.
Noticias del Barrio
M√°s+

PARA APRENDER.
Educación
M√°s+

LOS √öLTIMOS.
Chimentos
M√°s+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
M√°s+

SEPTIMO ARTE.
Cine
M√°s+

DESTACADAS.
Espectaculos
M√°s+

MUJERES.
Solo para ellas
M√°s+

???.
Curiosidades
M√°s+

Imperdibles.
Ellas
M√°s+

LO ULTIMO.
Tecnología
M√°s+
Powered By Blogger, Designed by Sweetheme

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.