Top Ad unit 728 × 90

Ultimas Noticias

Villa-Devoto

Brasil habría apoyado el tráfico de armas para Argentina.

En la guerra, Brasil habría apoyado el tráfico de armas para Argentina.


Una investigaci√≥n del diario brasile√Īo O Globo asegura que una semana despu√©s del desembarco argentino en las islas se puso en marcha un puente a√©reo montado por la ex Uni√≥n Sovi√©tica y Cuba, que cont√≥ con el auxilio del pa√≠s vecino, Per√ļ, Libia y Angola. Las provisiones de pertrechos llegaban a Buenos Aires en dos vuelos diarios.


Trafico de armas en Malvinas.


21/04/12
Todo comenz√≥ durante la noche del 9 de abril de 1982, cuando un avi√≥n ruso Ilyushin 62-M II, matr√≠cula CUT-1225, aterriz√≥ en Brasilia. Pero para sorpresa de todos, la aeronave con capacidad para transportar 165.000 kilos de carga y 180 pasajeros s√≥lo llevaba a tres personas a bordo, adem√°s de los tripulantes: el diplom√°tico cubano Emilio Aragon√©s Navarro, su mujer y su nieto. Y el tr√≠o s√≥lo pudo seguir viaje rumbo a Buenos Aires despu√©s de seis horas de intensas negociaciones entre el gobierno brasile√Īo, encabezado por Jo√£o Figueiredo, y su par argentino, liderado por Leopoldo Galtieri. Aunque nada se supo sobre la carga.

PODRIA INTERESARTE

M√°s+
RELACIONADAS

M√°s+

Finalmente, Navarro arrib√≥ a la capital argentina en la ma√Īana del s√°bado 10 de abril. Su tarea era llevar un mensaje de Fidel Castro para su colega argentino: la Uni√≥n Sovi√©tica se pon√≠a a su disposici√≥n y le ofrec√≠a armas y tecnolog√≠a de informaciones para su lucha contra el Reino Unido para recuperar la soberan√≠a de las Islas Malvinas. De esta manera se inici√≥ un operativo clandestino con dos vuelos diarios para proveer de armamento a la Argentina, montado por la Uni√≥n Sovi√©tica, negociado por Cuba y con la participaci√≥n de Brasil, Per√ļ, Libia y Angola. En aquel momento el r√©gimen de Galtieri enfrentaba un bloqueo financiero, comercial y militar por parte de Europa, y apenas le quedaban 400 millones de d√≥lares en reservas. Tampoco contaba con el nivel de armamento necesario como para enfrentar a un ej√©rcito tan poderoso como el brit√°nico, y por eso le hab√≠a comprado a Francia 14 aviones cazas Super √Čtendard, de los cuales apenas recibi√≥ cinco provistos con cinco modernos misiles Exocet. Adem√°s no ten√≠a informaci√≥n satelital para localizar a los barcos enemigos, y mucho menos a los submarinos de la Corona brit√°nica. Durante el viaje a Buenos Aires del por entonces secretario de Estado norteamericano, Alexander Haig, quien fue mediador en el conflicto, su avi√≥n hizo una escala en la ciudad brasile√Īa de Recife para tareas de reabastecimiento. Y all√≠ se encontr√≥ con el gobernador del estado de Pernambuco, Marco Maciel, a quien le cont√≥ que les aconsejar√≠a negociar a los argentinos, porque ser√≠an derrotados por los ingleses con la ayuda de los Estados Unidos. Al d√≠a siguiente Haig se reuni√≥ con Galtieri en Buenos Aires y oy√≥ al presidente argentino, que ya se hab√≠a encontrado con el emisario de Fidel Castro, mencionar las “ofertas de ayuda militar de pa√≠ses no occidentales” que hab√≠a recibido. Cuando el funcionario estadounidense volvi√≥ hacia Londres, un Boeing 707 da Aerol√≠neas Argentinas aterriz√≥ en R√≠o de Janeiro. Hab√≠a salido de Tel Aviv, Israel, y su destino era la base a√©rea de El Palomar, ubicada en las afueras de Buenos Aires. La aeronave argentina fue trasladada para reabastecerse al lado de aviones civiles en el aeropuerto de Gale√£o, a pesar de contener una carga de bombas y minas terrestres. De acuerdo a los registros del Consejo de Seguridad Nacional brasile√Īo que figuran en los memor√°ndums del presidente Figueredo, Argentina estrechaba “gradualmente sus contactos con Brasil en diversos grados de formalidad”, y requer√≠a de “cooperaci√≥n en t√©rminos m√°s concretos”. Por estos motivos el gobierno brasile√Īo comenz√≥ a recibir una lista de pedidos de parte del r√©gimen de Galtieri: cr√©ditos y facilidades para operaciones de triangulaci√≥n comerciales con Europa; entrega inmediata de aviones; bombas incendiarias y municiones para fusiles; y sistemas de radar y combustible para aviones, entre otras cosas. Y casi todas estas solicitudes fueron aprobadas por Itamaraty, como se denomina a la Canciller√≠a brasile√Īa, debido al aumento de la tensi√≥n por el avance de la flota brit√°nica a trav√©s del Atl√°ntico Sur.
Powered By Blogger, Designed by Sweetheme

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.