Cruzada de vecinos para salvar un teatro histórico del barrio de La Paternal.

NOTICIAS DEL BARRIO
Los residentes de la zona realizaran este sabado un festival frente al lugar donde funcionó por mas de 50 años el cine-teatro Taricco, con el proposito de conseguir el apoyo del gobierno porteño al proyecto de recuperación del espacio cultiral y artistico.


 Villa Devoto
Cruzada de vecinos para salvar un teatro histórico del barrio de La Paternal
Compartir



Relacionadas

Más+

Destacadas

Más+




18/5/2016

El teatro es parte de la identidad barrial y, pese al cierre de sus puertas hace tiempo, aún está en pie y en condiciones de retomar su antiguo esplendor.

La fiesta, que contará con la actuación de bandas de rock, se hará desde las 17 en la avenida San Martín 2377 convocada por la ONG “Grupo Taricco”, que encabeza el salvataje de la sala que estuvo abierta durante medio siglo y en la que actuaron Carlos Gardel, Luis Sandrini y Tita Merello.

Ese grupo está integrado por varias asociaciones que resisten la idea de perder un hito en la historia de los vecinos de la zona, que lo consideran su “Cinema Paradiso”.

El cine-teatro abrió en 1920 en La Paternal, fundado por Luis Juan Taricco, y se convirtió en una de las siete salas con que contaban los vecinos para conocer a los artistas populares sin necesidad de viajar a los teatros del centro. Y también podían compartir tardes enteras viendo el continuado de tres películas.

En 1969 fueron ocupadas por última vez las mil butacas distribuidas entre la platea y el pullman, para luego pasar a ser un supermercado de la cadena Mínimax y años después del Supercoop de El Hogar Obrero, hasta que en la década del 90 cerró definitivamente.

De todas las salas del barrio sólo el Taricco queda en pie. A fuerza de demoliciones desaparecieron las restantes: Río de la Plata, Parravicini, Oeste y Sena, que estaban sobre la avenida San Martín, y dos más en las calles laterales llamadas Carlos Pellegrini y Lorena, en las que actualmente hay departamentos, una concesionaria de autos y hasta una pista de bowling.

En diálogo con Télam, Norberto Zanzi, del Grupo Taricco, contó que desde hace años que vienen presentado diferentes proyectos en la Legislatura porteña que en forma coincidente impulsan la expropiación del inmueble, que se extiende por 1.000 metros cuadrados, para su recuperación.

“Nuestra idea va desde poder pintar sus paredes hasta conseguir financiamiento nacional o internacional para restaurarlo y hacer dos salas de cine y teatro, espacios para ensayos y grabación y aulas para talleres, con la intención de aportar y defender parte de la historia y la cultura de nuestra Ciudad”, explicó.

Para Zanzi, La Paternal “es un barrio de muchas expresiones artísticas y el Taricco sería el lugar donde poder desarrollarlas", para que los vecinos "puedan ser no solo espectadores sino también partícipes. Pero nos encontramos con trabas en la Legislatura porque el PRO dice que no le gusta la idea de la expropiación”, dijo.

No obstante, la iniciativa para que el inmueble -valuado en un millón de dólares- sea adquirido por el Ejecutivo y concedido a la ONG a través de una “tenencia precaria” por 20 años, está en estudio de la comisión de Cultura de la Legislatura, que preside el diputado Omar Abboud.

El diputado pidió al Ministerio de Cultura un informe técnico sobre el estado legal y patrimonial de la sala para conocer también la situación dominial y las deudas que mantiene el inmueble.

En 2012 la Defensoría del Pueblo de la Ciudad realizó una visita de observación al edificio y luego emitió una resolución en la cual estableció que “resulta factible de ser reutilizado para actividades de índole cultural” y advirtió que “frente al avance de nuevas construcciones y el desarrollo urbano, debe primar el cumplimiento de las normas de ordenamiento territorial y de preservación cultural”.

La bisnieta del fundador, Griselda Taricco, dijo a Télam que acompaña el proyecto de los vecinos y que está “totalmente de acuerdo” con la recuperación del teatro en el que su papá pasó su niñez junto a sus primos y “viendo las películas a escondidas”, antes de mudarse a Floresta.

“Quisiera poder entrar y recorrer el lugar porque siento que tiene un montón de historia dentro”, expresó.

El legislador Marcelo Guouman presentó en la última semana un pedido de informes al Ejecutivo para conocer “un diagnóstico del estado actual de los bienes muebles e inmuebles integrantes del patrimonio” de la sala, que en 2004 el Parlamento de la ciudad de Buenos Aires declaró "sitio de interés cultural".

“Los antiguos cines conforman los referentes de la vida social y espíritu del barrio, ya que delinean su identidad e historia", por lo que "es de vital importancia lograr la puesta en valor y la reapertura del predio del cine-teatro Taricco. Postergar su inactividad dejará sin vida y expresión a uno de los emblemas históricos de los vecinos de La Paternal”, afirmó el diputado.

Ver Promociones
Ver Guía Comercial



.