Metegol y un Goya anunciadoen el Liceo.

ESPECTACULOS.
Noticias.
Juan José Campanella habla del triunfo en España. taba terminando el primer acto de la función de Parque Lezama , la obra que protagonizan Luis Brandoni y Eduardo Blanco en el escenario del teatro Liceo, cuando a su director, siempre presente y acomodado en un palco del segundo piso "como el fantasma de la Ópera", le empezó a "brillar el celular". Entonces, tirado en el piso del palco y hablando bien bajito, Juan José Campanella se enteró de que Metegol había ganado el premio Goya a mejor película animada.
Metegol y un Goya anunciadoen el Liceo.
Metegol y un Goya anunciadoen el Liceo.   
Compartir



Destacadas

Más+

Relacionadas

Más+




11/2/14

"La verdad es que lo daba por perdido porque era como la una de la mañana en España. Pero de repente veo el celular, brillaba, y escucho al productor que me dice que ganamos. Le contesté en susurros, no quería salir de la sala, era un momento muy importante de la obra y podía distraer a la gente", cuenta Campanella que además de calcular por el horario que su película se había quedado sin el premio de la Academia de cine español también pensó que enfrente tenía un contrincante demasiado fuerte. "Entre las candidatas estaba la película en la que participa Antonio Banderas, Justin y la espada del valor , y siendo un personaje tan conocido y querido en España, me imaginé que el premio sería para ese film", recuerda el director. "Así que de alguna manera es un doble premio", agrega, conocedor de los usos y costumbres de las academias de cine del mundo.

"De alguna manera es un doble premio", dice el director respecto de la elección de los votantes de los Goya que decidieron que Futbolín -el título con el que se estrenó Metegol en España- fue la mejor película de animación del año. Un sello para la coproducción entre la Argentina y España que la ayudará a encarar con más fuerza lo que Campanella llama la "carrera más grande". Es que en los próximos meses el film que en 2013 resultó ser la película argentina más taquillera en la cartelera local se estrenará en algunos de los mercados más importantes para el cine mundial. "En agosto llegará a los cines de Inglaterra y Estados Unidos. En España sigue en cartel y puede que el premio le dé algo de tracción con el público. Todo suma para que la gente y los críticos la vayan conociendo", se entusiasma el director, que aunque no está directamente involucrado con el lanzamiento internacional de la película tiene muy claro lo que significa conseguir un éxito en el mercado norteamericano y cómo algunas lecciones aprendidas en la salida de Metegol al mundo podrían ser de utilidad para lograrlo.

"Nos dimos cuenta de que fuera de la Argentina no convenía poner el tema del fútbol en primer plano, porque eso de alguna manera podía espantar de las salas a los padres de las niñas. Más cuando enfrente tenés un película con dos princesas como Frozen: una aventura congelada, como nos pasó en algunos mercados", explica el director, que ahora está abocado a las funciones de Parque Lezama (ver aparte), pero que, sin embargo, imagina un futuro con fuerte presencia del cine de animación.

"El estudio que armamos para Metegol sigue en marcha y ahora tenemos más experiencia, sabemos cómo hacerlo y aunque no creo que haríamos un film más rápido porque los tiempos en la animación son largos, sí creo que podríamos hacerlo con menos angustia. Ya estamos pensando en el próximo proyecto. No sé si será Metegol 2, pero existe la posibilidad de que lo sea. El tema es que tiene que ser una historia buenísima y no algo que hacemos para subirnos al éxito de la primera", dice Campanella, que suele cambiar radicalmente de un proyecto a otro.

Después de todo, luego del suceso de El secreto de sus ojos, del fenómeno de taquilla y, sobre todo, el Oscar a la mejor película extranjera que consiguió, primero hizo un programa de televisión, El hombre de tu vida, y cuando la lógica hubiera indicado que convenía seguir por el mismo camino de El secreto de sus ojos en términos de género al menos, al tipo se le ocurrió hacer un film animado basado en un cuento de Carlos Fontanarrosa y, además, se lo imaginó en 3D. Una aventura que, según dijo anteayer Gastón Gorali, coguionista y productor ejecutivo del film animado, sobre el escenario de los premios españoles llevó más de siete años de realización. Terminado ese largo período y completado el lanzamiento del film, Campanella volvió a dar el volantazo. Mientras todos le preguntaban cuándo sería su próxima película "con actores", un proyecto que todavía hoy dice que "está en la nebulosa", él se convirtió en director de teatro.

ENTRE LA PASIÓN Y EL TRABAJO

El director, junto a un grupo de jóvenes espectadores de Metegol. Foto: LA NACION / Rodrigo Néspolo Al tiempo del estreno de Parque Lezama, en agosto de 2013, Campanella hablaba de la llegada al escenario de esta obra adaptada de la pieza del norteamericano Herb Gardner como de un sueño cumplido. Unos cuantos meses más tarde, y feliz por el triunfo en los Goya -"en estas cosas siempre es mejor ganar que perder"-, el sueño sigue más vivo que nunca. Al punto de que lo mantuvo en Buenos Aires cuando podría haber viajado a disfrutar de los reconocimientos en Madrid. "Mis días enteros, mi pasión, están puestos en Parque Lezama. Voy a casi todas las funciones. Disfruto de la reacción del público, lo que le pasa cuando ve algo que habla de lo que nos pasa a todos en el día a día. Está bueno sentir que una película o una obra de teatro te están hablando de vos", se entusiasma el director, que todavía se está adaptando a las diferencias entre la dirección de cine y televisiva y la teatral.

"Esto es una cosa viva. Todas las funciones cambia. Eso me gusta y me atrae, pero, por otro lado, me tengo que acostumbrar a que cuando una pausa quedó perfecta una vez tal vez a la siguiente cae en otro lado y yo tengo que aprender a aceptarlo. En cine, obviamente, es muy distinto", se ríe Campanella, que antes de encarar nuevos proyectos cinematográficos en los próximos meses tendrá que viajar a Estados Unidos para completar su participación como director en un proyecto televisivo al que llama "su trabajo".

"En abril del año pasado dirigí el piloto de Halt & Catch Fire, la nueva serie de la señal de cable AMC que reemplazará a Mad Men. El segundo episodio lo hice en noviembre y me queda otro para este año", cuenta Campanella, que con modestia habla de su labor en una de las series más esperadas de la nueva temporada de la ficción norteamericana. Es que Halt & Catch, una historia ambientada en la Texas de los años ochenta en pleno surgimiento de la industria de las computadoras personales que cuenta la vida y obra de dos de sus innovadores más exitosos, interpretados por Lee Pace (El Hobbit: la desolación de Smaug) y Scoot McNairy (Argo), será la encargada de ocupar el lugar que deje vacante Mad Men entre una parte y la otra de su séptima y última temporada. Un espacio tan prestigioso que, si todo sale bien, podría conseguirle a Campanella algún otro premio para su vitrina. Allí, cuando llegue de España, el premio Goya de Metegol se sumará a los otros galardones que el director festeja sin distraerse del placer de ver una función de Parque Lezama desde el palco del segundo piso del Liceo.

LA OBRA DE CAMPANELLA

Parque Lezama continúa en el teatro Liceo Yo no soy Rappaport fue transformada en Parque Lezama. Es que Campanella se enamoró de la obra de Herb Gardner apenas la vio, hace unos cuantos años, en un teatro neoyorquino. La readaptó, adquirió los derechos y llamó a dos de sus actores favoritos para que la protagonicen: Luis Brandoni y Eduardo Blanco. Fue uno de los éxitos del teatro comercial del año pasado y volvió a escena en enero con la misma respuesta positiva del público, que se divierte con estos dos viejos adorables.








LAS DESTACADAS.
Promociones en el Barrio
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

ÚLTIMAS.
Noticias del Barrio
Más+

PARA APRENDER.
Educación
Más+

LOS ÚLTIMOS.
Chimentos
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

SEPTIMO ARTE.
Cine
Más+

DESTACADAS.
Espectaculos
Más+

MUJERES.
Solo para ellas
Más+

???.
Curiosidades
Más+

Imperdibles.
Ellas
Más+

LO ULTIMO.
Tecnología
Más+
.