La Condena de Cain en Uniclub.

ESPECTACULOS.
Noticias.
El quinteto rockero lanzó su tercer trabajo de estudio y lo presentará el 27 de julio en Uniclub. Al teléfono, Matías Westerkamp, el guitarrista, habla del elepé y del presente del grupo. "Cuando estábamos componiendo nos dimos cuenta que se venía un vendaval", dice Matías Westerkamp, guitarrista de La condena de Caín, al teléfono con el Sí! Es su respuesta a la tradicional pregunta de "¿por qué el nombre su álbum?"
La condena de cain.    (Ver Video ►)
Compartir



Destacadas

Más+

Relacionadas

Más+




26/6/13

Vendaval es el tercer trabajo de estudio de la banda rockera, pero el primero en ser realizado con productores externos. Esta vez, quienes estuvieron a cargo de la producción fueron Alejandro Vázquez (quien trabajó con Massacre, Carajo, Intoxicados, Bersuit) y Alejandro Kurz (de El Bordo). Para Matías "fue experiencia buenísima. Este es el mejor disco de La condena. La verdad que estamos contentos", la razón está en que "al laburar con productores, de movida, el laburo de pre producción del disco, de elegir las canciones, se hizo más estructurado y armado. Fue toda una experiencia nueva. También por la forma de arreglar las canciones. Ale Vázquez es un genio del rock. Nos hizo sacar lo mejor de nosotros".

Uno de los cambios, explica Matías, fue "agarrar la guitarra y voz, juntas sin nada más. Como decía Luca (Prodan): 'si la canción se banca sólo la viola y la voz, vale la pena'. Después le sumamos la banda y nuestro toque setentero. Además, le metimos nuestras influencias Foo Fighters, Pearl Jam y Queens Of The stone Age". El resultado es un disco potente, con letras que se pegan después de la tercera pasada. "Le dimos más bola a la estética y a lo musical. Logramos de alguna forma transmitir esa tensión que tenemos en el vivo, esa forma que nos gusta de tocar rock", cuenta el guitarrista.

Matías afirma que, como banda, "lo que más nos importa es ir fluyendo, ir vibrando. Conectarnos no sólo desde las palabras, desde el razonamiento, si no a través de la música. Buscamos una conexión desde otro lado. Para entendernos musicalmente no hace falta ni hablar. Eso es lo que transmitimos desde la música: algo más allá de las palabras. De cierta forma, buscamos volver a ese mundo primitivo donde había otra conexión, más genuina y que fuimos olvidando".

A esta nota la acompaña el tema Nuevo fuego, un tema importante para Matías porque "todo este proceso para la banda fue como volver a nacer. De repente cambiamos todo: descubrimos una nueva forma de laburar, de componer y producir los discos. Y eso a la vez nos ayudó a ser personas diferentes a lo que éramos. De verdad fue renacer".

A pesar del cambio, no pierden su esencia: "seguimos siendo los mismos. Es un poco lo que decía Heráclito, que no te bañás dos veces en las mismas aguas pero el río es el mismo. Seguimos teniendo las mismas intenciones, los mismos delirios estéticos. Buscamos cosas nuevas para conectarnos con la música y que eso se transmita a la gente. La música es un medio para transmitir una energía muy fuerte: ese es nuestro vendaval".

La condena de Caín se presentará el 27 de julio a las 20 en Uniclub (Guardia Vieja 3360).







































LAS DESTACADAS.
Promociones en el Barrio
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

ÚLTIMAS.
Noticias del Barrio
Más+

PARA APRENDER.
Educación
Más+

LOS ÚLTIMOS.
Chimentos
Más+

IMPERDIBLES.
Lo mas destacado.
Más+

SEPTIMO ARTE.
Cine
Más+

DESTACADAS.
Espectaculos
Más+

MUJERES.
Solo para ellas
Más+

???.
Curiosidades
Más+

Imperdibles.
Ellas
Más+

LO ULTIMO.
Tecnología
Más+
.